ClinicasAdelgazamiento.es

ClinicasAdelgazamiento.es

El blog que te ayuda a adelgazar

Artículos, consejos y más para perder peso y ganar en salud

¿Qué es una abdominoplastia y cómo se realiza?

En un artí­culo anterior hablábamos acerca de una de las técnicas de eliminar grasa del abdomen, una de las formas que hay de eliminar grasa de forma localizada. Comentábamos acerca del tratamiento con ultrasonidos, conocido como cavitación.

Otra forma de acabar de manera más rápida con el exceso de grasa en el abdomen es la abdominoplastia.

Abdominoplastia antes y despuésCré;ditos Imagen: oxaca.me

La abdominoplastia se trata de una intervención quirúrgica que reconstruye toda la pared abdominal eliminando no sólo el exceso de grasa, sino también el exceso de piel, así­ como corrigiendo la flaccidez muscular, consiguiendo unos resultados de gran estética.

Cuando una mujer ha tenido varios embarazos o cuando una persona ha perdido gran cantidad de peso en un corto espacio de tiempo, la piel no vuelve a su tersura normal y se aprecia como una piel colgante y fláccida. Para evitar eso, la abdominoplastia también elimina la piel sobrante.

Hay que hacer constar que es una operación con anestesia general en la que se hace un corte encima del pubis que llega hasta las caderas. Se suelta la dermis abdominal y se elimina la piel sobrante.

Podrí­a considerarse que la abdominoplastia es el tratamiento más completo para corregir el anormal volumen del abdomen, ya que no sólo elimina la grasa sobrante, sino que como hemos comentado reconstruye la piel colgante y la flaccidez muscular dando un aspecto más saludable al abdomen.

Ha de ser realizada en un quirófano de una clí­nica u hospital y, salvo casos invalidantes no lo cubre la Seguridad Social, por lo que hemos de buscar una clí­nica y un cirujano de prestigio. Por ejemplo, si necesitamos una abdominoplastia Barcelona recomendamos acudir al Instituto de cirugí­a plástica Dr. Fabrizio Moscatiello) para no correr riesgos innecesarios.

La operación suele durar de 2 a 4 horas con un ingreso post operatorio de unos 2 o 3 dí­as, dependiendo siempre del paciente. La recuperación total después de habernos sometido a una abdominoplastia es de alrededor de 3 ó 4 semanas. Las cicatrices resultantes suelen dejar de ser visibles transcurridos entre 9 meses y 1 año.